EL LEGADO BALONCESTISTA DE LA SALLE UJO

RECORDAMOS EL BALONCESTO EN EL COLEGIO LA SALLE UJO, UN CLÁSICO Y PIONERO EN NUESTRO DEPORTE, QUE ESTE CURSO ACADÉMICO PONE FIN A MUCHOS AÑOS DE DOCENCIA

Este curso académico 2020/2021 sera recordado por los habitantes de Ujo (Mieres) con nostalgia, al ser el primero en el que no habrá docencia en el Colegio La Salle Ujo que, fundado en 1922, en julio de este año echó el cierre.

Desde la práctica deportiva, este colegio siempre fue pionero en la zona del caudal en cuanto al deporte del baloncesto, al cual cuidaron y mimaron durante muchas décadas, defendiéndolo contra viento y marea, actitud más que loable que nos coloca en la obligación de hacer repaso de lo que han sido tantos años de nuestro deporte en el centro.

Remontándonos a los orígenes, aunque ya datan distintos equipos de Ujo en la práctica del baloncesto en tiempos pretéritos, será a partir del cambio de ubicación del colegio y de la entrada a través de la docencia a finales de la década de los 70, cuando se puede hablar del boom del baloncesto en el Colegio La Salle Ujo.

UNO DE LOS PRIMEROS EQUIPOS MASCULINOS DE UJO

 

UNO DE LOS PRIMEROS EQUIPOS FEMENINOS DE UJO

 

En el año 1978 llega al centro escolar del Colegio La Salle Ujo un joven fraile llamado Miguel Tejedor, enamorado del baloncesto y que empieza a inculcar la práctica deportiva y a meter el gusanillo a los alumnos. En esta época, de esplendor deportivo, los equipos cuentan con deportistas de Mieres, Moreda, Pola de Lena e incluso de Oviedo.

 

EQUIPO MASCULINO DE LA SALLE UJO CAMPEÓN DE ASTURIAS

 

Cuando llegó el momento de que el Hermano Miguel fuese trasladado de colegio se produjo un paso al frente de un grupo de discípulos con el título de entrenador base recién sacado en el propio colegio y que habían aprendido a su lado, ya que el fraile siempre se preocupó de transmitir a sus alumnos y compañeros los buenos valores del entrenar. En este paso les facilitó mucho las cosas el coordinador del Grupo Empresa HUNOSA, Gutiérrez, y la premisa era clara: «no dejemos morir el baloncesto en Ujo».

Cuando se deshizo el Grupo Empresa HUNOSA el colegio continúo con hasta seis equipos masculinos y femeninos hasta que el fútbol comenzó a pisar fuerte, dificultando la continuidad de los equipos de la sección masculina.

 

UNO DE LOS ÚLTIMOS EQUIPOS MASCULINOS DE LA SALLE UJO

 

Desde momento el trabajo se centró en la sección femenina con alevines, infantiles, cadetes e incluso algún año equipo junior. Cobran especial importancia en este punto nombres como el de Juan Carlos Piernavieja «Pati», uno de aquellos discípulos del Hermano Miguel Tejedor, que durante más de 30 años peleó con ilusión y dedicación y generación a generación por mantener enganchadas al baloncesto a las alumnas del colegio.

 

EQUIPO CADETE DE LA SALLE UJO SUBCAMPEÓN

 

Y así hasta que el descenso de la natalidad o la aparición de alternativas de ocio fueron haciendo mella en el número de deportistas, hasta que el último año, el año 2013, se contó con un alevín mixto de 7 jugadores que ya no pudo participar. Por el medio destacar igualmente la colaboración con el otro colegio de Ujo, el Santa Eulalia, que gracias a la labor del profesor Joaquín permitió configurar plantillas que competirían bajo el equipo de La Salle.

 

FIN DE LA ETAPA DE BALONCESTO EN LA SALLE UJO

 

Despedirnos poniendo en el más alto valor el intachable y desinteresado trabajo desarrollado por tantas personas (los ya nombrados y disculpándonos ante los que no contamos) para que el baloncesto viviese por tantos anos en Ujo. Ahora tocar coger fuerzas y seguro que pronto esta localidad podrá volver a disfrutar de este deporte. En este sentido, destacar la idea proyectada por BVM2012 de crear una escuela deportiva en la localidad, en cuanto las circunstancias actuales lo permitan. ¡MUCHO LA SALLE! ¡MUCHO UJO!

 

FOTOGALERÍA

 

 

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: